Seleccionar página

El transporte público de pasajeros se ha transformado en un asunto caro en la provincia cuyana. Si bien parecía que se estaba alcanzando una solución ahora el gremio UTA anunció que las empresas aún no cumplieron con las obligaciones salariales pendientes. Anunciaron que realizarán una medida de fuerza prevista para el lunes 15 de abril.

Iván Piñeyro, el secretario general de la Unión Tranviarios Automotor (UTA), explicó a El Chorrillero que “la totalidad de las compañías incumplieron con el acuerdo previsto y aún no se pusieron al día con los sueldos”.U

El 28 de febrero la UTA realizó una abstención laboral durante 12 días y dejó a todos los usuarios del Gran San Luis sin transporte.

El Gobierno de la provincia decidió otorgar un préstamo a las empresas y autorizó aumentos que llegaron hasta el 33%; y se esperan más para los próximos meses.

Ante esto, los dueños de las empresas aceptaron el préstamo de $35 millones con la intención de “solventar sueldos, insumos y operatividad”.

Incluso, según informó dicho medio digital, los empresarios plantearon la necesidad de firmar un convenio con la Nación y acceder al apoyo económico

Piñeyro explicó: “Los cheques se los dieron en la mano y ellos (las empresas) incumplen con los recorridos, les dieron aumentos en las tarifas, reventaron a los usuarios y no les pagan a los trabajadores”.

Alberto Rodríguez Saá entregó préstamos a los empresarios del Transporte Interurbano. Foto: ANSL.

Alberto Rodríguez Saá entregó préstamos a los empresarios del Transporte Interurbano. Foto: ANSL.

A esto se le suma que los empresarios recibieron un subsidio por la “pisada” en las terminales y quedaron exentos del pago de los peajes.

“Hay empresas que tienen en negro a los choferes y a otros les están pagando en cuotas”,explicó el gremialista que viajará el jueves a Buenos Aires para hacer una presentación ante el Ministerio de Producción y Trabajo de la Nación.

Incluso explicó que una compañía – a la cual no nombró- hace más de un año que “no paga la carga social a los empleados”.

El lunes Piñeyro se reunió con el jefe del Programa Transporte, Edgar Devia, pero solo se limitaron a “recibir el reclamo”.

“Cuando en su momento hablamos con (Diego) González (ex ministro de Seguridad) dijo que iban a trabajar y yo no veo que lo hagan. Los únicos que veo que hacen algo somos nosotros y ellos no cumplen. La Provincia tiene que salir a exigir lo que corresponde”, enfatizó.